La televisión y la educación

Hoy he visto en las noticias de un medio de comunicación cómo hablaban de la educación. Evidentemente, han sacado las malditas pruebas PISA y lo malos que son los alumnos españoles en matemáticas y en ciencias. Han terminado diciendo que en una cosa no nos supera nadie: los alumnos españoles son los más felices.

Esto último me parece una burda manipulación para que los espectadores le increpan a la tele que menos felicidad y más matemáticas, y seguro que alguno termina con aquello de que los profesores tenemos muchas vacaciones.

Lo que no se dice en los medios de comunicación es la brutal burocracia con la que tenemos que lidiar los profesores, la diversidad que atendemos y la contradicción que supone atender a esa diversidad con alcanzar la excelencia en los resultados. Yo no veo muchas más opciones: o atendemos a la diversidad y bajamos la exigencia, o la subimos y dejamos a gente atrás. Yo no veo término medio.

Todo esto tiene que hacerse además implementando clase invertida, aprendizaje por proyectos o cualquier otra innovación de turno que requiera una planificación brutal. Y ni siquiera entro esto en la evidente falta de medios tanto materiales como humanos que sufre la educación púbblica.

Pero claro, hablar de todo esto supone informarse e ir más allá del titular o la noticia fácil, algo que parece imposible en los medios de comunicación generalistas de hoy en día. Eso supondría hacer su trabajo bien y claro, es mejor informar a medias y manipular.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.