Mi reencuentro con la televisión

De pequeño veía bastante televisión. Muchas series de dibujos y programas infantiles, también películas. Sin embargo, conforme crecía y, sobre todo, cuando internet y la tecnología irrumpieron en mi vida, cada vez veía menos. El televisor se convirtió en un aparato para jugar a la consola y para reproducir contenidos usando otros medios. No seguía ningún programa y apenas seguía series españolas o extranjeras, con alguna excepción muy puntual.

Leer más …

El egoísmo de los conductores

Como cada día, aquella mañana salí de casa para ir a trabajar. Paseaba tranquilamente, sin sobresaltos, hasta que llegué al primer paso de peatones. Como no tenía semáforo, tenía que esperar a que algún conductor me diera el paso. Un coche, y otro, y otro. Yo esperaba pacientemente. Por fin, algún alma misericordiosa vería mi creciente cara de desesperación y paró su vehículo.

Leer más …